Yemen lucha contra todo pronóstico para poner fin a 29 años de espera

Deportistas encuentran formas de entrenar en medio de la destrucción generalizada 22 Jul 2021
Imagen
 Yemen's Para athlete Naseb Fateh Mohammed Al Raoad
FIGHTING SPIRIT: Yemen's Para athlete Naseb Fateh Mohammed Al Raoad , who will be competing in the men’s F57 discus throw is seen during a training session inside a compound.
ⒸYemen NPC
By IPC

Tras 29 años sabáticos, Yemen, el país de Asia Occidental, hará su tan esperado regreso a los Juegos Paralímpicos de Tokio.

Los atletas Paralímpicos de un país asolado por la guerra civil desde 2014 creen que estos Juegos darán "esperanza" a las personas con discapacidad del país y ayudarán a desarrollar actividades deportivas en todo Yemen.

Yemen participó por última vez en los Juegos Paralímpicos de 1992 en Barcelona, con tres atletas, que fueron también sus primeros Juegos.

En los próximos Juegos Paralímpicos Tokio 2020, Yemen presentará dos atletas Paralímpicos: Belqes Ahmed Hezam Taresh en la clase F57 masculina y Naseb Fateh Mohammed Al Raoad en la clase F57 femenina.

El Jefe de Misión, Amal Haza Ali Munassar, se mostró esperanzado en que la participación de Yemen en los Juegos Paralímpicos desempeñe un papel importante en la reactivación del Para deporte en el país.

"Estamos orgullosos de formar parte de los Juegos Paralímpicos y creemos que nuestra participación será excepcional debido a la situación de Yemen ante la guerra que destruyó la infraestructura de los estadios del país". 

Los Para atletas yemeníes Belqes Ahmed Hezam Taresh (C) con Naseb Fateh Mohammed Al Raoad (L) tras una sesión de entrenamiento en un recinto antes de los Juegos de Tokio 2020.

"Esperamos que esta participación nos brinde la esperanza y la oportunidad de ampliar las actividades de los atletas con discapacidades en Yemen y de conseguir logros deportivos para nuestro país".

Con la mayoría de los estadios e instalaciones deportivas destruidas por la guerra, fue un reto para los atletas entrenar durante mucho tiempo. Pero su emoción no tuvo límites después de que se les concediera la plaza en Tokio. 

Ambos atletas, a los que el Comité Paralímpico Internacional concedió comodines, aspiran a dejar huella en su debut en los Juegos y esperan inspirar a muchos de los futuros atletas paralímpicos del país. En marzo, a principios de este año, ambos atletas habían participado en el GP de Túnez 2021 y su participación fue patrocinada por los Programas de Membresía del IPC.

"Nos encontramos con muchos obstáculos durante el entrenamiento por la falta de lugares especiales para practicar deporte debido a la destrucción de la mayoría de los pabellones deportivos en Yemen. Sin embargo, estamos muy contentos de participar en este gran evento (los Juegos Paralímpicos de Tokio) y orgullosos de representar a nuestro país, Yemen", dijo Al Raoad, ansioso por estar presente en Tokio.

La participación en Tokio 2020 será sin duda histórica, no sólo para los dos atletas Paralímpicos, sino para toda la comunidad de personas con discapacidad de Yemen, que esperan que los deportes Paralímpicos sean un rayo de esperanza en sus vidas, añadió Al Road.