Tokyo 2020
Paralympic Games
24 August - 5 September 2021

Kanami Furukawa desafía al mundo con sus característicos saques en cuclillas

Jugadora japonesa de Para tenis de mesa se prepara para debutar en los Juegos Paralímpicos Tokio 2020 24 Feb 2021
Imagen
Kanami Furukawa holding her racket while waiting her rival to serve
Kanami Furukawa es una de las esperanzas de medalla de Japón en el tenis de mesa
ⒸJapan Table Tennis Federation for Players with Intellectual Disability
By Tokyo 2020

La jugadora japonesa de tenis de mesa Kanami Furukawa estaba buscando “una técnica asesina” que pudiera catapultarla a los primeros puestos de la clasificación mundial cuando observó el curioso saque en cuclillas de la campeona olímpica Ding Ning.

Furukawa quedó impresionada por la técnica de la china y decidió utilizarla como inspiración. Con el apoyo de su entrenador, fue capaz de dominarla y convertirla en su movimiento característico.

Cuando lanza la pelota, Furukawa se agacha y utiliza la velocidad descendente para golpear la pelota con la fuerza de todo su cuerpo, dándole un fuerte giro para que la pelota se curve bruscamente hacia la izquierda o la derecha. Esto dificulta la devolución de la pelota por parte del receptor.

“Tienes que usar todo tu cuerpo, y la sincronización es crucial y difícil. Al principio, mi paleta ni siquiera tocaba la pelota. Dediqué dos horas diarias sólo a practicar el saque.

“Mi mejor momento es ver a todos los que me rodean muy contentos cuando gano un partido. También me siento muy bien cuando domino una nueva técnica que puedo utilizar para vencer a mi oponente”.

Furukawa ha trabajado repetidamente en su forma sin usar la pelota y, al dominar la técnica, se ha convertido en una jugadora de categoría mundial y en una fuerte aspirante a medalla antes de los Juegos Paralímpicos de Tokio.

Siempre apasionada por el deporte

La atleta oriunda de Fukuoka estaba en la escuela primaria cuando le diagnosticaron una discapacidad intelectual leve y un trastorno del espectro autista. Cuando Furukawa entró en la escuela secundaria, no tenía experiencia previa en el deporte, pero estaba interesada en unirse a un club deportivo. Y fue entonces cuando conoció el tenis de mesa.

Sin embargo, debido a su condición, las cosas fueron difíciles para Furukawa cuando empezó a jugar.

No podía recordar el nombre del equipamiento, los términos asociados al deporte o cómo se definía el juego. Pero sus compañeras la animaron y apoyaron.

Imagen
Japanese table tennis player Kanami Furukawa
Ⓒ Japan Table Tennis Federation for Players with Intellectual Disability

“Mis compañeras de clase fueron muy amables conmigo. Tuve que preguntarles una y otra vez, pero me ayudaron siempre. Mi hermana, que es un año menor, también jugaba al tenis de mesa y me ayudó”.

Su entrenador de aquel entonces le dijo: “Haz lo que te gusta”, y Furukawa participó en partidos oficiales durante su primer año.

“Los miembros más experimentados del equipo me elogiaban cuando ganaba. Cuanto más experiencia adquiría, más aprendía a disfrutar del juego”.

Poco a poco, Furukawa se sumergió por completo en este deporte.

Convertirse en la mejor jugadora que pueda ser

Furukawa tiene tres lemas para ganar: “no te rindas”, “disfruta del juego” y “céntrate en ti misma”. Como atleta de élite, pasa más de 10 horas al día entrenando. A veces practica con los miembros más veteranos del club, los que ya han salido de la escuela y están trabajando, como parte de su entrenamiento para acostumbrarse a diferentes estilos de juego.

Sin embargo, cuando era más joven, no pensaba realmente en el tenis de mesa como una carrera.

En 2015, cuando apenas estaba en el último año de la escuela secundaria, ya jugaba en competencias internacionales, pero planeaba dejarlo después de la graduación. Pero siguiendo el consejo de sus padres, Furukawa se unió al año siguiente a su actual club, que tenía un mejor entorno de entrenamiento.

En el nuevo club pudo jugar a un nivel más alto.

El objetivo de los Juegos Tokio 2020

Después de convertirse en la número 5 del mundo en su categoría en marzo pasado, Furukawa fue considerada una de las candidatas para el equipo japonés de tenis de mesa de Tokio 2020. Ahora, está ansiosa por jugar en sus primeros Juegos Paralímpicos.

“No sé lo que voy a sentir, pero sé que los Juegos Paralímpicos son especiales. Trabajaré para mantener una mentalidad fuerte que no se desmorone bajo ningún tipo de situación, y estaré preparada”, dijo.

Cuando Furukawa se imagina a sí misma en Tokio 2020, está visualizando el momento en que gana la medalla de oro.

“Llevo mucho tiempo imaginándolo. Ganar la medalla es mi primer objetivo, y mi meta final es el oro. La imaginación es importante. Me motiva decirme a mí misma:’’Voy a jugar la final’”.

Uno de los aspectos que Furukawa disfruta de la práctica del tenis de mesa es la relación que mantiene con sus compañeras: no solo tiene amigas en todo Japón, sino en todo el mundo.

“Hablamos idiomas diferentes, pero el ambiente nos entusiasma y compartimos la alegría de reencontrarnos. Llevo objetos de Japón y también intercambiamos regalos. Siempre me hace ilusión viajar al extranjero”, afirma.

Cuando empezó a jugar al tenis de mesa, había muchas cosas que no entendía, pero después de una década y varias victorias, Furukawa ha dominado su oficio. 

Con cada experiencia y logro que adquiere en las competencias internacionales, se encamina a los Juegos Paralímpicos Tokio 2020.

“Quiero dedicarle la medalla de oro a todos los que me han apoyado durante estos años”.